Big Data | Noticias  

IA y transformación digital: dos caras de una misma moneda

La inteligencia artificial se ha colado en todos los ámbitos de las organizaciones. Por ello, las empresas han de analizar, investigar y desarrollar un plan estratégico de digitalización antes de dar el salto.
robots, inteligencia artificial
Redacción

Parece que la IA se ha colado en todos los rincones formando parte de un fenómeno que no hace más que corroborar que la inteligencia artificial ha llegado para quedarse. Con una presencia cada vez más intensa en todo tipo de industrias y negocios, infraestructuras dotadas de sistemas de machine learning y predicción de acontecimientos no dan muestras de desaceleración, en un proceso que los expertos auguran impactará en todos y cada uno de los procesos industriales y empresariales en la próxima década.

Incluso los innovadores más tardíos están dispuestos a abrazarla, porque está claro que la IA, junto con sus capacidades de aprendizaje automático y de aprendizaje profundo, están reescribiendo la manera en la que se realizan los negocios.

 La IA puede ayudar a las empresas a conseguir sus objetivos de negocio a través de la eficiencia de las aplicaciones internas, mejorando la experiencia e los usuarios, incrementando la generación de leads y el volumen de adquisiciones que realizan los clientes, automatizando operaciones de RRHH y mejorando el ROI.

Con todas las cosas interesantes y productivas que la IA es capaz de conseguir resulta tentador para las empresas entrar en la arena de la inteligencia artificial y ver qué puede hacer por ellas para empezar. El entusiasmo puede ser un buen impulsor de ideas, pero integrar IA sin un mínimo de conocimientos al respecto puede llevar a multitud de problemas.

Como ocurre con la mayoría de nuevas aplicaciones que emergen para optimizar los negocios, resulta crítico, en primer lugar, analizar y pensar con detalle una estrategia de transformación digital corporativa. Tras ella, es entonces cuando tiene sentido implementar IA con la finalidad de ganar en efectividad en un primer término, y en eficiencias al coste a más largo plazo.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios