Cloud | Noticias  

Buenas prácticas para los responsables de TI en momentos de crisis

Las crisis aparecen sin avisar, permanecen durante periodos indefinidos --que siempre parecen eternos--, y luego se superan... son inevitables. Lo importante es saber capearla convenientemente cuando llega.
Desastre
Redacción

Cuando se presenta un periodo de crisis en el sector tecnológico en forma de brecha de seguridad, o causado por fallos en el sistema, los responsables de  TI pasan a ocupar el epicentro del negocio llegando, en los casos más extremos, a ser la “diana” que recibe la frustración de los empleados. Aquí, la clave, consiste en el diseño previo de una hoja de ruta para la gestión de las crisis.

Empezar la preparación de un plan de crisis requiere establecer por escrito los principios de qué hacer cuando llega el momento fatídico. Llevar a cabo la elaboración de una hoja de ruta TI efectiva en momentos de crisis ha de combinar una auditoría de la tecnología existente junto con un plan que exponga, de manera clara, los pasos a realizar para la puesta en marcha del plan estratégico, y los procedimientos que van a actuar en la resolución de los problemas que han dado lugar al momento de dificultad por el que se está atravesando.

Pero, independientemente de los procedimientos que el CIO ponga en marcha, lo importante es que el personal de la organización esté familiarizado con dichos procedimientos. En este sentido, si una empresa instala un cortafuegos, los empleados han de realizar prácticas para saber cómo responder en un momento de “fuego” real.

Establecer una cadena de contactos en la hoja de ruta de crisis resulta una práctica muy eficaz, detallando cómo contactar y a quién. También es importante que las empresas dispongan de sistemas redundantes que utilizarán la última copia de seguridad que tienen almacenada. Un centro de datos en crisis necesitará disponer de servidores y sistemas de almacenamiento por separado en caso de fallo en el sistema, o de un equipo electrógeno que abastezca de energía en el caso de suspensión del suministro eléctrico.

Canales de comunicación

Una situación de crisis puede manejarse de un modo más acertado si existe una preparación previa. Además de ello, realizar una planificación del tipo disaster&recovery pone en alerta frente a todo tipo de eventualidades. Es por ello por lo que el establecimiento de canales de comunicación es fundamental cuando se presenta una crisis. También es crucial que los responsables de tecnología sepan mantener la templanza y jugar el rol de asegurarse de que la empresa tiene la capacidad de capear temporales más recios; tal vez, tratar de resolver un problema surgido con algún producto. Asimismo, al hacer uso de cloud, los CIO tienen la capacidad de incrementar las necesidades de procesamiento y almacenamiento para cubrir una demanda puntual.

Solo preparando el terreno tratando de pensar en los posibles escenarios de crisis, los directores de tecnología van a ser capaces de mantener un nivel de disrupción mínimo, incluso aunque las consecuencias de la crisis sean más graves que las expectativas del plan trazado.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información